El Black Friday 2016: un escaparate idílico para los retailers y el e-Commerce

El Black Friday 2016: un escaparate idílico para los retailers y el e-Commerce

La resaca del pre-inicio de campaña de Navidad con los mundialmente conocidos Black Friday y Cyber Monday ha ido mejor de lo que se esperaba, siendo estos días la salvación en ventas para muchos retailers y e-Commerce. Aunque todavía no se puede hablar de cifras claras, son muchas las compañías que han determinado su satisfacción con los resultados, una de ellas, Amazon, ha conseguido romper su récord de ventas en España, de 570.000 unidades vendidas a rozar los 940.000 productos, es decir, algo más de 10 productos por segundo.  Asimismo, cabe destacar que no sólo ha sido un buen periodo para las grandes empresas de e-Commerce, quienes ha superado – en gran medida- sus expectativas, sino que otras empresas que venden exclusivamente en Internet han obtenido también muy buenos resultados, en este caso podemos hablar de la marca Simpel, que detallaremos más adelante.

La clave del éxito durante esta campaña han sido las estrategias planteadas. La empresa Amazon, por ejemplo, hizo mucho ruido desde el principio, ya que convirtió su Black Friday en una Black week, es decir, que amplió sus rebajas durante toda la semana, lo que incitó a que sus competidores hicieran lo mismo. En otros casos, el descuento sólo se mantuvo durante un solo día. Este es el caso de Zara, que realizó el 20% de descuento en sus productos durante el viernes negro y en Internet agotó sus existencias en cuestión de segundos. Parece impresionante, pero no lo es, ya que, según una información de eleconomista.es, el 87,8% de los consumidores que conocen este día lo utilizan para hacer compras y más de la mitad de ellos tiene el objetivo de realizar los regalos de navidad.

En cuanto a las estrategias a destacar, muchos retailers han planeado una idea común: comunicar al consumidor el descuento de los productos. Un ejemplo lo han marcado empresas como Media Markt, Ikea, y Amazon, quienes planearon dar a conocer sus días especiales para generar más notoriedad con un fin: atraer al cliente a través de múltiples medios: radio, prensa y televisión. La prueba de esta evidencia se confirmó con un estudio del Madison Market Research, días previos al Black Friday, que estipula un dato interesante: el 89,9% de los consumidores conocen el Black Friday y el 87,8% tenía intención de comprar. Una de las grandes empresas que ha afianzado sus resultados ha sido El Corte Inglés, quien ha conseguido incrementar sus ventas en un 30% respecto al año anterior.

retail, ecommerce, estrategias

 

Pero no sólo ganaron las grandes, sino también las pequeñas, que implementaron estrategias novedosas como un chat online para estar en contacto directo con el cliente,  aunque también con algún problema entre manos: la logística. Una de estas «pequeñas» empresas es una e-Commerce dedicada al sector de la moda, nos referimos a Simpel, una marca de sudaderas y camisetas con menos de tres años, que siendo llevada sólo por dos personas, ha superado los resultados propuestos: de poner el top en 200 a conseguir vender 237 unidades. Según cuenta uno de los fundadores, Alfredo Miret, tuvieron que llevar a cabo una serie de cambios para no igualar los resultados del año pasado, sino incrementarlos. Para ello, tanto Miret como su socio, Álvaro Llantada, buscaron primero quitar de sus banners el término Black Friday y denominarlo: Black Weekend. De este modo, se diferenciaron de sus competidores y comunicaron que sus rebajas se iban a extender durante 3 días aplicando dos tipos de descuento: un 25% en la nueva colección y un 35% en productos de la pasada temporada. Esta estrategia, a parte de la comunicación en Redes Sociales, donde invirtieron 200 euros en publicidad de Facebook, les ha sido efectiva. Una muestra de ello es el banner que publicaron, «la imagen era muy llamativa, puesto que era un foto en blanco y negro, en la que aparecían cinco personas con nuestras sudaderas (lo único que estaba en color en la foto eran las sudaderas). En ella indicamos debajo del producto, las fechas del Black Weekend y ‘descuentos hasta el 35%’. Pocas palabras, una imagen que llama la atención… Cuanto más directo seas con los mensajes publicitarios, mejor funcionan, al menos con nuestro target», argumenta uno de los fundadores. En cuanto a su mejor herramienta para aligerar la información de los pedidos, número de tallas, sugerencias, etc. ha sido la creación de un chat online que pusiera en contacto a la marca con sus clientes, en este sentido, ambos fundadores se han sentido satisfechos porque, remarcan, que han «conseguido una mejor fidelidad con el cliente». A lo referente a la elaboración de empaquetamiento, contacto, difusión, etc. Alfredo y Álvaro se vieron obligados en contratar a dos personas para que les ayudaran el sábado, tras haber trabajo el viernes anterior sólo los creadores del producto. Miret afirma que » no estaban siendo eficientes» y por ello cedieron a contar con dos más. Los «mayores problemas», según comentan, han estado en la logística, pero lo solucionaron siendo sinceros con el cliente y dándoles a entender que las entregas les llegarían de 2-3 días, un resultado que se tradujo en agradecimientos por el buen servicio prestado por la empresa.

Deja un comentario